Macho Ambassador: Tiago Maximo – Urban Shepherds Boots

Tiago Maximo es el emprendedor detrás de la marca de botas de cuero artesanales Urban Shepherds Boots. Es un portugués apasionado, que llegó hace unos años a Barcelona, y aquí decidió poner en marcha su sueño de calzar a aventureros urbanos del mundo entero.

Tiago nos ha cautivado con su energía, y su rollo, y como encaja de puta madre con el espíritu de Macho Beard Company, desde ahora forma parte de la familia como embajador oficial de la marca.

Nos hemos sentado un rato a charlar con él, y queremos invitarte a leer la conversación que hemos tenido, y a conocer su marca, Urban Shepherds Boots.

¡Para celebrar la incorporación de Tiago a la familia Macho, regalamos un par de botas Urban Shepherds!

(si quieres conseguirlas, revisa las condiciones al final de este post)

¿Tiago, cuál es la magia que desprenden las botas de cuero que hizo que te lanzaras de lleno a montar tu propia marca?

De niño veía siempre las botas en los pies de mi abuelo, y me fascinaba como el cuero cobraba personalidad a lo largo del tiempo. A medida que envejecían su textura me parecía cada vez más interesante.  Algunas partes de la bota se desgastaban más que otras, otras se arañaban con alguna roca o rama en el campo, y las puntas se tostaban con el calor de la chimenea en invierno.

Las botas que usaba mi abuelo era el calzado de la clase trabajadora de los años 50 en Portugal, así que eran robustas, eran botas de trabajo, el calzado de los pastores y agricultores, de albañiles y técnicos, de obreros… Nunca me ha gustado el consumo de usar y tirar, ni he prestado demasiada atención a las modas y tendencias. Soy de los que prefiere regirse por la autenticidad y la calidad de las cosas. Por eso, seguí usando mis botas, aunque no estuvieran de moda.

Todo mi universo de experiencias se iba reflejado en el cuero de las botas, y juntos nos trasladamos a vivir a Barcelona. Allí la gente se fijaba mucho en ellas, y me preguntaban constantemente dónde podían conseguir unas. Desafortunadamente cada vez eran menos los lugares donde podían conseguirse. Entonces tuve una visión: fabricar yo mismo las botas, en Portugal, con los mismos métodos artesanales de entonces, y manteniendo su apariencia original, pero utilizando materiales naturales y reciclados de la más alta calidad para garantizar el mínimo impacto en el medio ambiente.

¿Qué hace diferentes las botas de Urban Shepherds?

Las Urban Shepherds son botas de cuero hechas artesanalmente con técnicas tradicionales. Trabajamos con antiguos talleres que han fabricado botas artesanales de cuero desde los años 50. Algunos acumulan ya 4 generaciones familiares trabajando en la industria del calzado.

Son botas que hemos ido perfeccionando en función del feedback de nuestros clientes, hasta lograr la perfecta armonía entre un diseño clásico y atemporal con las necesidades de los aventureros urbanos que las llevan.

¿Cómo has vivido el proceso de emprender un sueño y transformarlo en un negocio?

Con mucha magia y motivación. Supongo que he atravesado todos los pasos clásicos de un nuevo emprendedor, con sus altos y bajos. No es fácil emprender, y menos cuando no vienes de un entorno empresarial, ni tampoco tu formación ha sido específica en este sentido. Tienes que aprender de muchísimas áreas distintas, desde el desarrollo del producto, el area financiera, el marketing… Y a ratos puede resultar un poco pesado y solitario. En mi caso me agarré al objetivo claro de llevar estas botas a un nivel que sólo yo conseguiría, y cada día me repito este mantra para seguir sacando adelante el proyecto, la marca y el producto. Abordarlo como un gran desafío es una de las claves para mantener viva la ilusión a pesar de los obstáculos.

¿Qué tienen las barbas que nos atrapan? ¿En qué momento de tu vida y por qué decidiste dejarte crecer la tuya?

Recuerdo que mi padre desde muy joven llevaba barba, y supongo que esa imagen se quedó en mi cabeza. Pero a los 14 años, o así empecé a dejarme crecer la barba, supongo que más por pereza que otra cosa. Recuerdo que me afeitaba sólo los viernes.

Más adelante, ya en la universidad me dejé la barba durante el último año, cuando estaba haciendo prácticas de enfermero. Ahí me di cuenta de cómo una pequeña característica física puede influenciar en tu relación social con los demás. Me di cuenta de que con barba la gente me respetaba más, me veían como un adulto, y era algo que hacían de forma inconsciente.

Además, cuando yo me la dejé crecer hace unos 10 años, nadie llevaba barba, así que me convertí en el barbas de mi grupo de amigos, las chicas me decían que me afeitara, y era en definitiva algo que me caracterizaba. Hace unos pocos años cuando surgió el boom y todo el mundo empezó a dejarse crecer la barba pensé incluso en quitármela. Pero se ha convertido en un elemento tan personal mío, que soy incapaz de hacerlo.

¿Cuáles son tus rutinas de cuidado diario para que tu barba luzca impecable?

Muy parecidas a las del cabello, es decir, la lavo y la acondiciono cada día. De forma incluso más exhaustiva, ya que tengo la piel sensible y con tendencia a la seborrea y las irritaciones, por lo que debo cuidar diariamente el estado de mi piel.

Precisamente por esta condición de mi piel conocí y me enamoré de los productos de Macho Beard Company.Había probado tantos productos que lo único que hacían era irritar mi piel, y cuando por fin probé el jabón para barba Macho Soap por primera vez, en dos o tres días desaparecieron mis problemas de sensibilidad y grasa en la piel. Desde entonces lo utilizo cada día, y sigo alucinando con el efecto higienizante y nutritivo que sentía en la piel tras el lavado de mi barba.

Además utilizo varios de los aceites Macho, depende un poco de cómo me siento ese día me aplico uno u otro en la barba. Y a mi mujer le encantan todos los olores de los productos,  y eso, cuenta! 😉

Ahora, Tiago, cuéntanos un poco sobre ti, ¿qué pasiones llenan tu día a día?

 

 

Los sueños que mueven mi vida son muchos. El que me pone más es la búsqueda de la libertad, entendida a todos los niveles: social, financiero… Creo que el activo más importante con el que contamos es nuestro tiempo, así que una de las cosas en las que trabajo a diario es en aprovechar el mío de la forma más agradable posible, ya sea trabajando o disfrutando de los amigos.

Sobre todo me encanta viajar. Trabajar también, pero si me dan a elegir preferiría viajar siempre. De hecho, ¡me encantaría llevar Urban Shepherds a todos los rincones del mundo!

Quiero formar una familia con mi mujer, vivir cerca del mar que es un sueño que tengo desde niño, y ahí ser muy feliz.


¿Quieres ganar un par de botas Urban Shepherds?

¡Pincha sobre las botas y descubre cómo puedes conseguirlas!

👇👇👇

 

By | 2018-04-24T10:12:18+00:00 23 abril, 2018|Ambassadors|0 Comments

Leave A Comment